fbpx

Cómo lograr que los niños coman pescado

niños coman pescado

El pulpo es uno de los ingredientes que pueden formar parte de los menús familiares. Si te preguntas cómo puedes conseguir que los niños coman pescado, en este artículo descubrirás una selección de ideas que te servirán de inspiración a partir de ahora.

La importancia de que los niños coman pescado

La infancia es uno de los momentos más importantes de la vida, porque es en este periodo en el que los niños adquieren hábitos que, en algunos casos, pueden mantener durante la etapa adulta. Pero, ¿cómo puedes reforzar a tu hijo en este hábito constructivo? 

Seleccionar tipos de pescado que no contienen espinas puede ser un gran aliado, como por ejemplo, el pulpo cocido refrigerado, que además es fácil de preparar

Decoración estética de los platos

El placer gastronómico no solo conecta con el sentido del gusto, también lo hace con la vista. De hecho, la imagen de una receta es lo primero que ven los niños cuando se sientan a la mesa. Refuerza tu creatividad para cuidar la presencia de los platos a través de detalles que incrementan el atractivo final de esa propuesta. Del mismo modo que para ti ese hecho es importante, también lo es para él. Añade color a los platos

niños coman pescado
niños coman pescado

Libros de cocina infantil

Puedes sorprender a tu hijo con un libro de cocina infantil como regalo, puesto que este tipo de obra aporta un contenido de interés en un lenguaje sencillo para el niño. A través del libro como herramienta de conocimiento, el niño alimenta su curiosidad en torno al universo de las recetas de cocina.

El programa MasterChef Junior es un ejemplo de cómo los niños también sienten un gran interés por esta temática. Este programa también muestra la importancia que tiene la decoración de los platos. 

Muestra este hábito a través del ejemplo

En cualquier ámbito de la vida y en el plano de la alimentación en particular, tú eres una referencia constante para tu hijo. No solo educas a través de tus palabras, sino también por medio de tus actos. De hecho, si tu ejemplo no está alineado con el mensaje que expresas a través de tu lenguaje verbal estarás transmitiendo una información contradictoria al niño. Por lo tanto, si quieres que los niños coman pescado, la mejor manera es que te vean a ti hacerlo y disfrutar con ello.

Diviértete preparando recetas de pescado y pon en práctica la alimentación consciente una vez que estés en la mesa. Disfruta del tiempo que estás en la mesa con tranquilidad, vive ese momento desde la desconexión digital (apaga el teléfono móvil).

Mediante tu propio ejemplo estás enviando un mensaje a tu hijo que será más sólido si esta rutina no es puntual, sino frecuente en ti. Acompaña la constancia en este hábito de la paciencia como virtud en la educación de tu hijo. Verás como incluyendo este proceso en tu día a día, será más fácil conseguir que los niños coman pescado.

Elige pescado sin espinas

Otra recomendación que puedes implementar a partir de ahora es seleccionar tipos de pescado que no contienen espinas. Por ejemplo, el pulpo cocido refrigerado, un producto que es fácil de preparar y que tiene un alto valor nutricional.

A su vez, puedes convertir el momento de hacer la cesta de la compra en un instante idóneo para compartir en familia. Vive ese momento desde la calma en lugar de hacerlo desde la prisa, dando el protagonismo que merece a esta planificación que tiene un efecto positivo en la rutina semanal. Haz partícipes a los niños de este instante.

Como ves, el pulpo es uno de los grandes tesoros de la cocina. Goza del placer de cocinar, descubre nuevas recetas y diferentes formas de integrar un producto en distintos platos. De este modo, de la mano de la experimentación y de la observación hallarás los sabores que más gustan a tu hijo. ¿Cuáles son sus recetas preferidas? Tal vez, en ese caso, puedas añadir pescado en algunas de ellas para que este alimento resulte más atractivo para él. ¿Te animas a probar?

¡Déjanos tu valoración!

[Total:2    Promedio:5/5]